22 enero 2009

Bimbo: empresa mexicana que engaña a los mexicanos.


La empresa Bimbo se hizo acreedora a una multa de $100,000 dólares en Perú por engañar a los consumidores con un falso pan integral y se le ordenó retirar su producto del mercado hasta que ofrezca la información adecuada al consumidor. Esto ocurrió en respuesta a una denuncia de los consumidores presentada en Perú y México, a principios de 2008. En contraste, en México la denuncia no fue atendida por la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), lo cual obligó a El Poder del Consumidor a realizar además una demanda de amparo contra esa dependencia por no actuar.

La demanda interpuesta en ambos países se centra en el engaño que Bimbo ha sostenido por varios años al publicitar sus productos como “Pan 100% Integral” y “Pan de harina integral”, a pesar de no contener como ingrediente principal la harina integral.

Este caso muestra la manera contrastante en que los gobiernos de Perú y México aplican la ley para proteger a los consumidores frente al engaño.

En Perú, el Tribunal de Defensa de la Competencia y de la Propiedad Intelectual dio la razón a la Asociación Peruana de Consumidores y Usuarios, pues consideró que “la conducta atribuida a Bimbo constituye una infracción grave”, por lo cual estableció “el cese definitivo e inmediato de la comercialización del producto, en tanto no cuente con los medios probatorios que acrediten que está hecho con harina integral”. Además, “los productos que ya hubiesen sido comercializados y que se encuentren a disposición de los consumidores en el mercado minorista, deberá intercambiarlos con otros en los que no se consigne en el empaque la frase ‘integral 100%’ o alguna similar”.

En México, la asociación civil El Poder del Consumidor (EPC) presentó la misma denuncia ante la Profeco el 7 de febrero de 2008. Como nunca recibió respuesta por parte de la dependencia, acerca de la admisión o rechazo de la denuncia, EPC se vio obligada a presentar el 23 de octubre de 2008 una demanda de amparo contra Profeco ante el Juzgado Cuarto de Distrito en Materia Administrativa en el Distrito Federal por violar su derecho de petición y respuesta. A la primera comparecencia no acudió la representación de Profeco y en la segunda argumentó que EPC carecía de personalidad jurídica para presentar la denuncia contra Bimbo. EPC espera una resolución favorable del juez, que ordene a la Profeco atender la denuncia.

“En 2007, fuimos invitados por Profeco a formar parte del Consejo Consultivo del Consumo de esa institución. En 2008, recibimos un reconocimiento público de la Profeco durante la conmemoración del Día Mundial de los Derechos del Consumidor, por nuestra labor en la defensa de esos derechos. Y ahora, en sentido totalmente opuesto, Profeco no reconoce nuestro interés jurídico para defender el derecho de los consumidores a no ser engañados por la empresa Bimbo”, señaló Alejandro Calvillo, director de EPC.

Y añadió: “Demandamos que de manera inmediata se sancione a Bimbo y se le exija cambiar el etiquetado de sus productos. Por lo pronto, iniciaremos una campaña de información a los consumidores sobre el engaño en los productos de Bimbo”.

Información difundida por el Área de Comunicación y Visibilidad de Cencos

4 comentarios:

Jack dijo...

Yo por eso MULTIGRANO... definitivamente. Aunque las teleras y los bolillos siguen conservando un entrañable gusto en mi.

Utamalle... unos molletes con nata!!!!

Perdón... es la hora... ando delirando.

10-4

Serpiente sabor Sandía dijo...

Jajaja.. si unos bolillos recién horneados con nata... augghhh.. me hiciste extrañar Puebla de Los Ángeles!!! saludes...

emilio dijo...

Por eso no como pan pura sopa nissin con doritos nachos dentro

Serpiente sabor Sandía dijo...

Achissss... y a que sabe tu receta??? Yo prefiero torta de huevo con mermelada... ponle mayonesa y sabe super!!!!... Gracias por pasearte por aquí... saludos!!!